Etiquetas

, , , , ,

En la guerra siempre se piede mucho más de lo que se gana, para el recuerdo se nos quedan grabadas las barbaridades y las atrocidades cometidas durante el conflicto y y para el día a día el sufrimiento de familias, ciudades y países afectados.

No sé como será la tercera guerra mundial, pero sé que la cuarta será con piedras y lanzas.

Albert Einstein

En la guerra pocas cosas puedan unir a los hombres, pero durante la segunda guerra mundial los silbidos de soldados británicos, americanos, rusos, alemanes, etc entonaban la misma canción. Lili Marlene  fue la canción favorita de los soldados de todos los ejércitos combatientes en el frente europeo.

Esta canción, considerada la canción de guerra más famosa de todos los tiempos, nace de un poema escrito en 1915 por el soldado alemán Hans Leip que tituló “Das Lied eines jungen Soldaten auf der Wacht” (Canción de un joven centinela).

El joven Hans, al recibir la orden de incorporarse al frente ruso durante la Primera Guerra Mundial, escribió un poema en la que recordaba a su novia Betty, a la que llamaba cariñosamente Lilí, y a una preciosa y joven enfermera de la que también estaba enamorado llamada Marleen. El pobre Hans Leip no se decidía entre el amor de ambas y en la añoranza del frente decidió dedicarle el poema a las dos. En ese poema narraba cómo se despedían ambos bajo una farola junto al portalón del cuartel.

Hans Leip publicó por primera vez el poema de Lilí Marleen en 1937, 22 años después de haberlo escrito, pero a nadie le interesó durante el periodo de entreguerras.

En 1937 el compositor Norbert Schulze puso música al poema y tituló a la canción “Das Mädchen unter der Lanterne” (La chica bajo la farola) y se estrenó en 1938 interpretada por la famosa cantante alemana, Lale Anderse, con muy poco éxito, ya que se vendieron apenas 700 discos.

Lili Marlene by Lale Andersen – Original 1942 version

La canción quedó en el olvido entre guerras. Pero una vez comenzada la segunda contienda mundial se rescató el disco en 1940; fue el teniente Karl Heinz Reintgen, destinado en Belgrado (Yugoslavia) para hacerse cargo de la dirección de la emisora militar de esta ciudad el que se llevó consigo el disco de Lilí Marleen. Desde allí emitió la canción por primera vez el 18 de agosto de 1941, dedicándola a sus compañeros que se encontraban en el desierto norteafricano.

La acción comenzó a tener un gran éxito y desde todos los frentes llegaban peticiones para que se emitiera, de modo que la emisora comenzó a radiarla todos los días a las 21 horas 57 minutos, como cierre de su programación. Debido a la potencia de la emisora, los soldados aliados también escucharon la canción y el tema fue adoptado en ambos frentes. Así, los soldados alemanes se sorprendieron cuando al hacer prisioneros enemigos comprobaban que conocían la canción.

En un principio los nazis,  a través Ministro de Propaganda Josef Goebbels, prohibieron la canción por considerarla de “carácter funesto”, pero esta vez Lilí Marleen no volvería a caer en el olvido.

Lo curioso del caso es que la canción no sólo tuvo éxito entre los alemanes, sino también entre los aliados, hasta tal punto que fue inmediatamente traducida al inglés y francés, siempre con una gran acogida.

Cuando el autor de aquellos versos, en medio de la primera Guerra Mundial, no podía ni imaginar que su Lilí Marleen sería cantada generación tras generación por grandes cantantes, traducida a decenas de idiomas, parodiada y versificada durante cien año, e incluso, llegar a ser número uno en Japón.

La letra de la canción narra la historia de una despedida cargada de dramatismo:

Fuera del cuartel, a la luz del farol
siempre estaré esperándote de noche
Crearemos un mundo para dos
Estaré esperándote toda la noche
A ti, Lili Marlene. A ti, Lili Marlene

Corneta, no toques a rebato esta noche
Quiero otro anochecer con ella
Y luego nos diremos adiós
Pero siempre te llevaré en mi corazón
Conmigo, Lili Marlene. Conmigo, Lili Marlene

Dame una rosa como prueba de cariño
y átala a uno de tus cabellos dorados
Mañana seguramente estarás triste
Pero entonces llegará un nuevo amor
Para ti, Lili Marlene. Para ti, Lili Marlene

Cuando marchamos en el frío y el fango
Y mi mochila pesa más de lo soportable
Mi amor por ti se renueva cada noche
Vuelve entonces el calor y mi mochila se aligera
Por ti, Lili Marlene. Por ti, Lili Marlene.

La canción es triste, su ritmo es lento y sugerente y transmite maravillosamente la nostalgia de la marcha, el dolor de la separación y la incertidumbre.

Años después, la cantaba como nadie, con su voz de miel y aguardiente, Marlene Dietrich, la que es para mi la mejor versión, sobre todo la cantada en alemán.

Anuncios